Veterano comparte pesadilla vivida en Irak

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Edgar Hernández permaneció 21 días como prisionero de guerra en Irak luego de que fuera capturado por soldados enemigos. Pero, milagrosamente logró sobrevivir. (Published jueves 12 de noviembre de 2015)

    Edgar Hernández hoy se desempeña como policía en Pharr, Texas, ciudad que permaneció consternada por 21 días al enterarse de que uno de los suyos era prisionero de guerra en Irak, justo cuando el conflicto bélico iniciaba.

    Aunque las esperanzas de que regresara con vida al Valle de Texas siempre estuvieron presentes, la realidad es que en más de una ocasión corrió peligro. Una de ellas fue cuando sus captores lo amenazaron con cortarle la cabeza.

    Todo ocurrió hace 13 años luego de que el convoy en el que viajaba se perdió en el desierto y terminaron en el lugar incorrecto.

    “La única opción que tuvimos era pelear pero nosotros éramos bien poquitos. Ellos eran de 100 a 200 soldados, a lo mejor más”, explica Hernández, quien apenas tenía 21 años cuando fue capturado.

    En la guerra, el joven se desempeñaba como especialista de logística y recuerda que ese día llevaban como una hora peleando con el enemigo cuando las armas dejaron de funcionar debido a que se habían llenado de arena. 

    En ese momento el capitán dio órdenes de rendirse y es ahí que tanto el como sus compañeros pasan a ser prisioneros de guerra. “Nos golpearon, nos hicieron muchas cosas”, recuerda Hernández, quien pensó que en ese momento lo iban a matar.

    Precisamente, su temor no era infundado ya que sus captores les hacían señas de que en efecto los querían decapitar.

    Mientras permaneció en cautiverio, Hernández dice que había veces que preferían ni comer lo que les daban ya que no sabían qué sus captores le habían echado a la comida. Incluso, “los mismos guardias nos aventaban la comida. Hacían cosas para humillarnos”, recuerda.   

    Pero, la tortura terminó cuando el 13 de abril de 2003 fueron rescatados. Dice, sin embargo, que no se sintió seguro hasta que llegó al hospital en Kuwait.      

    Después de esta experiencia permaneció en el ejército por cuatro años más. Entonces, regresa al Valle de Texas, estudia en la universidad, se gradúa y forma una familia.

    Ahora, después de todo lo ocurrido, Hernández ve la vida de otra forma. Asegura que hay que luchar por nuestras metas y lograrlas. 

    ¡Llévanos contigo! Haz clic aquí para descargar la aplicación de Telemundo 40 completamente gratis: eniTunes store o en Android market donde quieras. Cuando quieras.