Cuidado con píldoras que ofrecen resultados milagrosos

Cuidado con píldoras que ofrecen resultados milagrosos

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Cuidado con píldoras que ofrecen resultados milagrosos
    Solamente en 2014 la industria de suplementos alimenticios generó en Estados Unidos $30,000 millones.

    Píldoras y suplementos que prometen resultados casi milagrosos pueden resultar peligrosos para la salud.

    Muchos de estos productos afirman ser 100 porciento naturales y vienen en empaques pequeños prometen grandes resultados.

    Video: Peligrosa formula del placer (Parte 1)

    Video: Peligrosa formula del placer (Parte 1)
    Píldoras que prometen resultados casi milagrosos abundan en estaciones de gasolina, tiendas de suplementos y por supuesto, en internet.
    (Publicado martes 28 de abril de 2015)

    Como explica Diana Rodríguez, empleada en una tienda para adultos, hay productos que “ayudan con el tamaño el grueso, lo largo, la estámina y prolongar la erección”.

    La Agencia Federal de Alimentos, sin embargo, los cataloga como una tendencia en crecimiento y tal como lo explica su vocera, estas píldoras con sugestivas etiquetas y curiosos nombres son un tema bastante serio. 

    [Te podría interesar: Video: Captan encuentro íntimo en Parlamento ruso]

    “Lo que estamos viendo es que hay un número creciente de productos fraudulentos que dicen que tienen una cosa y desafortunadamente tienen otra cosa. O sea, tienen fármacos no aprobados en los productos que pueden causar daño, incluso hasta la muerte”, afirma Gloria Sánchez Contreras, vocera de la FDA. En lo que va de año la agencia ha identificado 28 de estos productos como peligrosos.

    Solamente en 2014 la industria de suplementos alimenticios generó en Estados Unidos $30,000 millones. Una gigantesca industria que goza de escasa regulación por parte del gobierno. 

    “Estos suplementos son considerados dietéticos, las FDA no los aprueba antes de que entren al mercado”, aclara Sánchez Contreras.

    [Te podría interesar: Las profesiones con más infieles]