Ejecutan hombre que bebió sangre de su víctima

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Una inyección letal aplicada a Pablo Lucio Vásquez, hombre de Donna que fue condenado a pena de muerte hace 18 años, terminó con su vida poco después de las 6:35 de la tarde del miércoles. (Published miércoles 6 de abril de 2016)

    Una inyección letal aplicada a Pablo Lucio Vásquez, hombre de Donna que fue condenado a pena de muerte hace 18 años, terminó con su vida a las 6:35 de la tarde del miércoles.

    En sus últimas palabras, Lucio Vásquez agradeció a su familia. Sin embargo, pidió perdón a los padres de la víctima. “Lo siento”, dijo, “Esta es la única forma en que seré perdonado. Aquí tienen su justicia”, agregó.

    Según el récord de ejecución, el hombre fue sacado de la celda a las 6:01 pm y cuatro minutos más tarde comenzó el proceso para su muerte.

    El proceso completo culminó a las 6:30 pm. Sin embargo, pasaron cinco minutos en lo que oficialmente se declaró que había fallecido.

    Lucio Vásquez se encontraba confinado en la Penitenciaría Estatal de Texas, en Huntsville, por un crimen que en 1998 sacudió al Valle de Texas.

    El hombre tenía 21 años cuando confesó haber golpeado a un niño con un tubo y una pala. Luego, le cortó el cuello con una navaja y bebió su sangre.

    La víctima se llamaba David Cárdenas y solamente tenía 12 años.

    Todo ocurrió entre la noche del 17 de abril de 1998 y la madrugada del día siguiente. Justo después de que Vásquez y su primo Andy Chapa acudieran a una fiesta con la víctima.

    Posteriormente, el convicto y su primo arrastraron a la víctima e intentaron sepultarla en un terreno detrás de una casa ubicada en la intersección de la carretera Stites con la FM 493.

    En ese momento Vásquez tenía 21 años y su primo 15. Pero, lo que se suponía que fuera una noche de diversión culminó en un asesinato del que todavía se habla.

    Incluso, el juez encargado del caso lo recuerda como si hubiese ocurrido ayer.

    La muerte “impactó a mucha gente porque fue un delito cometido con mucha atrocidad”, indicó a Telemundo 40 el exjuez Fernando Mancías. “La manera en que mató al niño Cárdenas fue muy horrorosa”, agregó.

    El exfiscal del Condado Hidalgo, René Guerra, afirma que Vásquez dio detalles específicos del crimen, por lo que “nadie más podía haber cometido ese delito tan violento”.

    La fiscalía pidió la pena de muerte para Vásquez y al jurado solamente le tomó dos días deliberar. Sin embargo, el exjuez Mancías dice que para ellos fue difícil.

    “Impactó a los miembros del jurado. Recuerdo que muchos de ellos se quejaban de que la evidencia era muy horrorosa y no querían ver las fotos. No querían ver los videos”, afirmó el exjuez Mancías.

    Oficialmente, el motivo del crimen fue catalogado como un robo ya que al cadáver le quitaron las joyas que llevaba. Sin embargo, en aquel momento se especulaba que todo había sido parte de un rito satánico.

    ¡Llévanos contigo! Síguenos en Facebook o Twitter y haz click aquí para descargar la aplicación de Telemundo 40 completamente gratis. Donde quieras. Cuando quieras.